martes, 20 de noviembre de 2012

“El Impenetrable” Carlos Ramon Fernandez

Escuche la triste nota que un periodista habia echo con el corazon desecho y la piel del alma rota considerarme patriota me resulta inperdonable si tmb soy responsable de aceptar con cobardia la dolorosa agonia que vive el impenetrable haya en el monte chaqueño mueren de hambre los seres niños hombres y mujeres sin poder cumplir su sueño el dolor es de y dueño y ante el quien se retoba la muerte arrebata y roba sembrando el aire de pena determinando las venas que lleva la sangre toba ya en la decada del 20 don luis acosta garcia denunciaba en sus poesias el calvario de esa gente y ante el avance imponente de esta era digital siento que el termino igual esta demas en la vida cuando hay gente desnutrida muriendo en un hospital pero aparecen millones en importantes demandas a las que antes propagandas llamando a las elecciones mientras que las infecciones y virus de toda suerte llevan al debil y al fuerte de ese chaco sin futuro con destino al cuarto oscuro que los conduce a la muerte que respuestas nos dan eso , explotadores de pobres cuando hacen discursos sobre la distribucion de ingresos el poder los tiene presos de una ambicion insaciable no es injusto y condenable que los hijos del dolor desconozcan el sabor de un vaso de agua potable que hacer con esta impotencia que como pueblo sentimos si la esperanza perdimos de igualdad y equivalencia porque tanta indeferencia ante un corazon capaz asi el amor y la paz seran dificil que crezcan mienrtras pocos se enriquezcan explotando a los demas a dios gracias hay docentes y curas con vocacion que en incanzable mision trabajan como valientes no se ayuda al indigente con la verguenza de un bono no es falso lo que pregono si hay jueces que han comprobado que hay una ausencia de estado que es por lo tanto abandono tendran panico de que, los tobas agricos y lanza entren a tomar venganza por la estafa de su fe pero ese tiempo ya fue quedo en la historia incontable ahora lo que si es palpable que auqelos del ministerio se han tomado muy enserio su nombre el impenetrable.